GATITOS DISPONIBLES

Actualmente no quedan camadas disponibles

La nueva camada llegará para finales de septiembre

CAMADAS ANTERIORES

NUESTROS GATOS

Los gatos Kurilian Bobtail están perfectamente adaptados a la vida en la naturaleza. Su antepasado es el Bobtail Japonés. Es un gato de pelo corto que también tiene cola corta.
La historia de la raza Kurilian Bobtail se remonta a la antigüedad. Los antepasados del Bobtail Japonés y la raza de gato Tailandesa, son gatos budistas que vivían en templos. Estas mascotas con un característico color blanco fueron cuidados y protegidos por los monjes para la protección de sus santuarios.
Desde el Himalaya, los antepasados del Bobtail de Kamchatka fueron llevados al este, en particular a Japón. Los japoneses adinerados se interesaron de inmediato en el animal. Apreciaron rápidamente la gran inteligencia y el coraje de estas mascotas del templo. Estaban muy valorados y cuidados.
A menudo, las gatos huían a la naturaleza y entonces llegaron a las Islas Kuriles. El gato Sakhalin Bobtail tuvo que adaptarse a la vida en la naturaleza. En el proceso de evolución, las exquisitas características de la raza han sufrido cambios. Se hicieron más grandes, cambiaron de color. Los gatos lince comenzaron a pescar peces, gracias a lo cual dejaron de tener miedo al agua.
El Bobtail del Lejano Oriente también tiene la raza Siberiana entre sus antepasados. Los gatos Siberianos aparecieron en las Islas Kuriles. Los representantes de esta raza eran grandes y esponjosos. Se comunicaron activamente con Kuriles medio salvajes. Así es como aparecieron los gatos Kurilian Bobtail’s. Se convirtieron en uno de los representantes más brillantes de la familia felina conservando el carácter, pelaje hipoalergénico (90%  como los Siberianos). Los habitantes de las Islas Kuriles se volvieron rápidamente en amantes de esta fantástica raza de gatos.

Destaca su buen carácter o temperamento, se puede considerar al kurilian bobtail como un gato muy dócil, de fácil manipulación, sin dotes agresivas y capacitado para vivir sin dificultad con niños e incluso con otras mascotas, además son animales muy inteligentes, aprenden rápidamente las instrucciones de su amo. Son felinos muy activos que les encanta permanecer en lo alto para observar todo aquello que les rodea, incluso les gusta saltar e involucrarse en el juego con su dueño, al que respeta y mantiene lazos de unión muy intensos.
Gozan de muy buena salud, por consiguiente no son gatos frágiles o susceptibles a enfermedades felinas.

Poseen un cuerpo robusto, de tamaño mediano a grande. El pecho es fuerte al igual que la osamenta y su musculatura. El cuerpo se presenta levemente inclinada hacia arriba. Los machos son más grandes que las hembras y pueden llegar a pesar hasta 9 kg. Destaca la peculiar forma de pompón que consta de entre 2 a 10 vértebras que se articulan en diferentes grados, por lo que cada Kurilian Bobtail tiene una cola especial que difiere del resto de gatos de la misma raza y cada uno tiene su forma tan única como las huellas dactilares de las personas. Sus patas traseras son más largas que las delanteras que les permite realizar saltos muy altos.
El pelaje es suave, denso y agradable al tacto como la seda. Su piel es muy gruesa debido principalmente a las bajas temperaturas que alcanzan sus áreas geográficas de procedencia. Se admiten tanto colores sólidos como los característicos patrones tabby (rallas), igualmente manchas blancas están permitidas. Su manto admite tres variedades, pelo largo, semilargo y corto. No disponen de demasiado subpelo.

Al Kurilian Bobtail bastará con cepillados semanales para que su capa de pelo se mantenga en buenas condiciones, por lo cual aunque lo veas tan peludo y pomposo no suelta tanto pelo y no hacen bolas. Como a cualquier otro gato es necesario procurarle una higiene adecuada: limpieza de orejas, ojos, cortes de uñas y revisiones periódicas de la boca para prevenir caries y otras patologías.

  1.  La ausencia total de olor a gato y una cantidad relativamente pequeña de pelo en la casa (en comparación con el contenido de otros gatos peludos).
  2.  Fácil aprendizaje, mente astuta e inteligencia.
  3.  Aspecto inusual, radiante y especial de un animal salvaje, combinado con un carácter tierno, dulce, cariñoso y sociable.
  4.  Tiene verdaderos hábitos caninos, amor y lealtad a su amo.
  5.  Increíblemente lindo paso de «baile» con cola pompon, que poseen solo por representantes de la raza Kurilian Bobtail.
  6.  Gozan de buena salud y sistema inmunológico fuerte por naturaleza.
  7.  Una raza activa. Los gatitos Kuriles son muy curiosos y participan en todas las actividades de la casa, también son muy activos y juguetones (incluso en la vejez extrema).
  8.  La voz melódica de gatito pequeño que no cambia con la edad es incomparable. Aun que sea mayor y no lo ves, puedes confundirlo con un gatito pequeño por su voz.
  9.  Cada representante de esta raza es único y no habrá otro igual.
  10. Esta raza ha cogido lo mejor de sus antepasados como el carácter y sus propiedades hipoalergénicas (90%).
  11.  Socializan muy bien con niños , perros, gatos y otros animales.